El día 28 de octubre tuvimos el placer de pasar una jornada formativa en colaboración con la Cámara de Comercio de Jerez impartiendo los talleres de capacitación para la innovación y la mejora competitiva, que se imparten dentro del plan de apoyo al comercio minorista en 2016.

Muchos nos habéis solicitado la presentación, que desde aquí mismo podréis descargar, pero también os queremos facilitar una pequeña guía que hemos elaborado en Ideario Ventures para que os sirva a la hora de construir vuestro ecommerce y que podáis sopesar los pros y contras de implantarlo en vuestra empresa.

ECOMMERCE

Es normal que después del Black Friday, y el Cibermonday que también aplica Amazon, queramos aventurarnos en la apertura de nuestro propio ecommerce. Las ventas en EE.UU. por comercio electrónico superan a las realizadas en tienda física en este país. Así que es una tendencia natural que aquí en España también se produzca este fenómeno. Y si queréis estar ahí y dar ese gran salto os dejamos estos 21 Pasos para montar vuestro Ecommerce, espero que os sean de utilidad.

 

  1. Define claramente los objetivos y el alcance del ecommerce.
    1. Qué parte de tu negocio vas a extrapolar a la web.

Si no tiene experiencia en estos menesteres, lo mejor es ponerse en manos de profesionales pero, si quieres emprender esta aventura por ti mismo, empieza por algo que puedas controlar, con pocas referencias y siempre aquellas que no sean críticas para tu negocio.

              2. Elige entre vender tus propios productos o los productos de otros.

Por qué te vas a arriesgar con tus productos, las pruebas existen afortunadamente,  siempre podrás realizar una prueba y ver como te va.

  1. Acércate al cliente y averigua lo que desea.

Conocer al cliente, la investigación de mercados, puntos fundamentales en un plan de marketing realizado por profesionales, investiga, conoce y mide, para luego extrapolar esos resultados.

  1. Marca y concepto al montar tu tienda online.

No tiene por qué guardar siempre una relación estrecha con tu negocio físico, depende de tu planteamiento y los riesgos que quieras asumir, no siempre lo que parece bueno es lo mejor.

  1. Dominio de tu tienda online.

Recuerda lo importante que es el posicionamiento SEO. ¿Cómo va a buscar el consumidor tus productos?, piensa en las palabras clave, haz la mejor combinación.

  1. Selecciona una empresa de hosting.

Muy importante sobre todo para productos de gran consumo, por el tráfico que generan, necesitamos que tengan servicio las 24 horas, discos rápidos y copias de seguridad fundamental.

  1. Elige un Dropshipper de garantías.

Un Dropshipper es una variante de comercio electrónico en la que la logística tradicional se ha transformado: la tienda online se encarga de gestionar la atención al cliente, la facturación, y la generación de bases de datos. Mientras que la empresa mayorista almacena, empaqueta y envía los artículos a nombre del comercio online.

  1. Define la plataforma de comercio electrónico según la necesidad del cliente.

Recuerda que si la vas a gestionar tú debe ser:

– Fácil de instalar.

– Asistencia ágil y rápida.

– Derecho a actualización por la nueva versión de software.

– Desarrollo de implementaciones para módulos específicos.

– Alta fiabilidad y confianza en el sistema.

– Algo que puede ser frustrante en estas plataformas es lo poco que podemos influir en el diseño de nuestro ecommerce.

– Las tres más importantes, y con las que google se ha aliado recientemente son: Prestashop, Magento y Bigcommerce.

  1. Define los componentes funcionales de la tienda.

Un ejemplo de ecommerce bien estructurado puede ser este; una tienda en la cual la interfaz de la página se encuentra estructurada en 3 áreas principales: una parte superior a la que llamaremos cabecera y donde se mostrará el logotipo o imagen corporativa de la empresa, además de un menú donde podemos elegir las diferentes acciones a realizar en la tienda como autentificarse, ver catálogo, registrarse, ver cesta, etc. La parte izquierda (columna izquierda) aparecerá zona de novedades, la zona de compra y zona de foro. En la zona central, aparecerán los listados y los resultados de la opción buscada o que desee consultar/ revisar el cliente.

Haz una buena programación interna para tener una web atractiva, no pensando en ti, sino en tu propio prototipo de cliente.

  1. Analiza sinergia entre tecnología y los procesos de tu empresa para montar un ecommerce.

Si nuestra empresa tiene muchas referencias y además las fábrica, debemos mantener informados al resto de departamento casi al instante para no incurrir en más costes, por ejemplo los de estocaje, de cómo las ventas se están desarrollando, en definitiva necesitamos de un buen ERP (Enterprise Resource Planning – Planificación de Recursos Empresariales) conjunto de sistemas de información que permiten la integración de ciertas operaciones de una empresa, sobre todo las de que tienen que ver con la producción, la logística, el inventario y la contabilidad y los envíos.

  1. Analiza el catálogo y carrito, la persuabilidad y conversión en la tienda online.

A veces es tan sencillo como utilizar un lenguaje sencillo. Amazon vio que determinadas tarjetas de memoria para fotografía no tenían una buena rotación, tan sencillo como cambiar la descripción del producto, de “almacenamiento 64 GB” a “hasta 5.000 fotografías”, para que las tarjetas se vendieran con mucha más facilidad. La venta cruzada también es importante, cuando tengamos un objeto en el carrito de la compra debemos ofrecer a los clientes la oportunidad de comprar otros productos relacionados con este. No porque se lo ofrezcamos nosotros, muy importante, sino como hace ya la mayoría de ecommerce de cierta envergadura, otros clientes también vieron o compraron determinado producto al comprar el que usted ya tiene.

  1. Consigue un diseño profesional de la tienda atractivo.

Algunos ecommerce venden más por su diseño que por el producto en sí mismo, obviamente hay muchos más factores, pero un buen diseño hace que tu tasa de rebote se reduzca, esto hace que tu tasa de ventas aumente.

  1. Genera contenido de valor.

El marketing de contenidos explica cómo usar el contenido para atraer la atención y participación de los usuarios. Si nos adentramos un poco en el marketing de contenidos podemos ver que existen ligeras diferenciaciones y tipologías, algunas de estas son; la estrategia de contenidos, Marketing de atracción, estrategia editorial, contenido de marca.

Por ejemplo dentro del marketing de contenidos un blog bien gestionado será tu mejor aliado, a la hora de atraer más clientes. Saber que la empresa que lleva tu ecommerce hay un verdadero experto en inbound marketing te ahorrará mucho dinero en publicidad. (outboung marketing).

  1. Define las operaciones en tu ecommerce: el pago, el envío y la atención al cliente.

El momento de pago es uno de puntos más importantes del ecommerce, se está llegando al final del funnel de ventas y es donde la tasa de abandono es más alta. Debemos crear un entorno de seguridad y sencillez único, lo más difícil ya está conseguido, el consumidor quiere nuestro artículo, no podemos perderlo en esta etapa, por lo que debemos prestarle mucha atención y ser muy minuciosos a la hora de construirla.

El envío de la mercancía, que llegue en perfecto estado, y la tasa de devolución deben ser seguidas por nuestro departamento de logística para intervenir en caso necesario. Un ejemplo de esto que os cuento es una incidencia que tuvo Amazon con las devoluciones que muchos clientes realizaron de una determinada zapatilla de deportes. La conclusión fue que el fabricante realizaba ese modelo y número un poco más pequeño de lo habitual, así que recomendaron a os compradores comprar un número más. Consiguiendo menos devoluciones y aumentar la satisfacción del cliente.

  1. Define la logística de la tienda online.

Muchos ecommerce se diferencian del resto en este punto e incrementan sus ventas de forma exponencial. Es uno de los puntos clave en nuestro ciclo de ventas, ¿cuál es el tiempo de envío de nuestro producto?, ¿lo repercutimos al cliente?, ¿enviamos a toda España?, ¿y al extranjero?

  1. Integra los sistemas de gestión existencia en el negocio físico.

Si nuestra empresa va a vender muchas referencias en el ecommerce o es fabricante, deberíamos implementar en la gestión de la misma un software ERP (Enterprice Resurce Planing). Un ERP es un conjunto de programas totalmente integrados entre sí para el ámbito de la gestión de la empresa. Esa integración permite la conexión de la información en prácticamente todos los departamentos de la organización (logístico, financiero, producción, almacén, facturación,…), eliminando la redundancia de datos y por tanto, permitiendo la optimización de todos los procesos.

  1. Define los sistemas de seguridad encriptación de datos.

Muy recomendable hacer uso de protocolos criptográficos como SSL (Secure Sockets Layer), para aumentar las transacciones con los clientes y la seguridad.

  1. Regula tu situación legal. La Ley de Protección de Datos.

Completar perfectamente el apartado “quienes somos” de nuestra web, el cliente debe conocerlo todo lo relativo a la empresa, los trabajadores y los productos. Además los datos de contacto deben estar también muy presentes.

  1. Define las políticas de la empresa hacia el cliente.

La atención al cliente es uno de los puntos clave de nuestro ecommerce, durante todo el proceso de compra y sobre todo en la postventa. A veces debemos resolver dudas sobre la marcha de nuestros productos y aprender de estas. Pero sobre todo una gran atención en la postventa nos ayudará a tener clientes satisfechos y sobre todo hacer que vuelvan. Pero si esto nos queda grande, siempre podremos subcontratar estos servicios con empresas expertas en el tratamiento de cliente.

  1. Gestiona el tráfico y el marketing de tu tienda online.

Aumentar el tráfico de tu tienda online será una de las primeras batallas que tendrás que librar, pero por supuesto hacerlo de calidad y que tus clientes realicen conversiones será mucho más difícil.

  1. Crea un blog y perfiles sociales.
  2. Crea campañas de publicidad.

20. Mide.

Cada uno en su casa hace lo que quiere, y mira donde le interesa. Por qué siempre podemos realizar las mediciones de todo aquello que nos interese de nuestra tienda, ¿pero qué es lo que verdaderamente no puedo obviar?

Tasa de rebote: son los usuarios que entran en nuestra ecommerce y visitando una solo página la abandonan.

Tasa de conversión: necesitamos saber qué porcentaje de personas de las que llegan a nuestra web, se hacen clientes. Si esta tasa es muy baja tenemos un problema y debemos encontrar donde, la solución debe ser rápida y eficaz.

Tasa de abandono del carrito: aunque contenido en el anterior punto es necesario su estudio y análisis por separado, ya que es aquí donde se produce mayor tasa de abandono. Debido a cargos elevados de envió, no encontrar cupones descuentos o saber que existen y no ser el propietario de uno de ellos.

Fidelidad de usuario o cliente: clientes que vuelven a comprar a nuestra tienda, es más fácil hacer que un cliente vuelva a conseguir clientes nuevos.

Precio medio de la compra: el objetivo no es otro que intentar incrementarlo, la venta cruzada es esencial en este apartado, además del conocimiento del cliente para ofrecerle los productos que se adaptan a su perfil y carritos anteriormente comprados.

       Y si necesitas ayuda tu punto número 21, somos nosotros:

Te estamos esperando.

Seremos tu valor diferencial